Solar de Valdeosera

  • Aumentar fuente
  • Fuente predeterminada
  • Disminuir fuente
Home El Solar Las Divisas
E-mail Imprimir PDF

Las Trece Devisas

Según la tradición legendaria recogida en la Real Cédula de Enrique IV de 1460, en el Valle de los Osos estableció Don Sancho Fernández de Tejada a su hijo menor también llamado Sancho y a sus doce fieles caballeros galicianos, sus hermanos de espada en tantas batallas, en las trece casas que fueron el principio y el nuevo de las trece devisas que componen el pueblo que hoy existe con el nombre de Villa de Valdeosera.

Las devisas del Solar de Valdeosera son:


1- Cabañuelas

8 - Pedro Sáenz de Tejada

2 - Diego Sáenz de Tejada

9 - Pedro Sáenz de Velilla

3 - Íñigo López

10 - Regajal

4 - Íñigo Martínez de Abajo

11 - Sancho García

5 - Íñigo Martínez de Arriba

12 - Sancho Sáenz de Palacio

6 - Juan del Valle

13 - Terroba

7 - Matute



Esta sencilla explicación mitológica está cargada de un marcado sustrato real como vamos a ver a continuación:

Existen dos tipos de nomenclatura en las devisas, por un lado están las de carácter toponímico como son Terroba, Regajal, Matute y Cabañuelas, y por otro los de tipo onomástico. Terroba es una villa limítrofe con Valdeosera. Regajal es una aldea despoblada en el siglo XVI que pertenecía a la Comunidad de Villa y Tierra de Jubera. Matute es otro municipio de La Rioja, cercano a Nájera y Cabañuelas, que aún no está localizada, parece ser algún otro despoblado.

El origen de esta nomenclatura, tanto de la toponímica como de la onomástica, no se alcanza actualmente a conocerse con seguridad, pero se ha llegado a pensar que la existencia de las devisas era tan remota que cuando hubo la necesidad de nombrarlas, por cuestiones internas o externas al Señorío de Valdeosera, los deviseros utilizaron en algunas devisas el topónimo más general de las vecindades de la mayoría de los deviseros de esas devisas, y en el caso de los patronímicos, se escogió el nombre del devisero más antiguo en la devisa correspondiente o del que devengaba más derechos en ella.

Abundando en ello debemos hacer constar que una de las devisas es nominada en los documentos del Solar como “Devisa de Pedro Sáenz de Velilla y consortes” lo que nos indica que precisamente este Pedro Sáenz de Velilla era uno de los deviseros, probablemente el que podríamos denominar como cabeza de linaje o jefe de clan. Sabemos por otro lado, que el sustrato jurídico que unía y une al conjunto de deviseros de Valdeosera es de naturaleza germánica Estos grupos familiares vinculados dentro de la devisa funcionaban de manera similar a la sippe o conjunto de parientes de sangre tomada en base a un determinado individuo. También se utiliza el término sippe como el conjunto de todos los individuos que descienden de un tronco común en línea masculina, definición idéntica a la realidad de la vinculación entre los deviseros de Valdeosera. Dentro de la sippe existía un jefe similar al paterfamilias romano. Dándose en Valdeosera varias propiedades vinculadas llamadas devisas, se daría un jefe de sippe, clan o estirpe por cada una, el cual en su día, daría nombre a la mayoría de cada una de ellas. 

Esta sencilla explicación mitológica está cargada de un marcado sustrato real como vamos a ver a continuación:

Existen dos tipos de nomenclatura en las devisas, por un lado están las de carácter toponímico como son Terroba, Regajal, Matute y Cabañuelas, y por otro los de tipo onomástico. Terroba es una villa limítrofe con Valdeosera. Regajal es una aldea despoblada en el siglo XVI que pertenecía a la Comunidad de Villa y Tierra de Jubera. Matute es otro municipio de La Rioja, cercano a Nájera y Cabañuelas, que aún no está localizada, parece ser algún otro despoblado.

El origen de esta nomenclatura, tanto de la toponímica como de la onomástica, no se alcanza actualmente a conocerse con seguridad, pero se ha llegado a pensar que la existencia de las devisas era tan remota que cuando hubo la necesidad de nombrarlas, por cuestiones internas o externas al Señorío de Valdeosera, los deviseros utilizaron en algunas devisas el topónimo más general de las vecindades de la mayoría de los deviseros de esas devisas, y en el caso de los patronímicos, se escogió el nombre del devisero más antiguo en la devisa correspondiente o del que devengaba más derechos en ella.

Abundando en ello debemos hacer constar que una de las devisas es nominada en los documentos del Solar como “Devisa de Pedro Sáenz de Velilla y consortes” lo que nos indica que precisamente este Pedro Sáenz de Velilla era uno de los deviseros, probablemente el que podríamos denominar como cabeza de linaje o jefe de clan. Sabemos por otro lado, que el sustrato jurídico que unía y une al conjunto de deviseros de Valdeosera es de naturaleza germánica Estos grupos familiares vinculados dentro de la devisa funcionaban de manera similar a la sippe o conjunto de parientes de sangre tomada en base a un determinado individuo. También se utiliza el término sippe como el conjunto de todos los individuos que descienden de un tronco común en línea masculina, definición idéntica a la realidad de la vinculación entre los deviseros de Valdeosera. Dentro de la sippe existía un jefe similar al paterfamilias romano. Dándose en Valdeosera varias propiedades vinculadas llamadas devisas, se daría un jefe de sippe, clan o estirpe por cada una, el cual en su día, daría nombre a la mayoría de cada una de ellas.